Biblioteca Becquer

<--Volver al Indice

El Camino a la Serenidad

Una Lectura de Zorrilla de Esquivel

Sierra de Guadarrama en Madrid

No existen formulas mágicas para alcanzar la felicidad o la serenidad en nuestra vida. Más bien cada persona busca su camino y decide libremente aquello que desea hacer con el tiempo que le ha sido concedido.

Según la ciencia moderna nuestros genes y nuestra educación, marcan en gran medida que nos hará felices y que nos producirá satisfacción, pero son nuestra voluntad y nuestra inteligencia quienes realmente marcan el camino que seguiremos en la vida.

Hay quienes encuentran la serenidad en la soledad de una cueva del Himalaya, viviendo como monjes ermitaños y alimentándose únicamente con frutos del bosque y raíces, otros encuentran la serenidad en la posesión de grandes fortunas y en administrar esas fortunas rodeándose de grandes lujos. Hay quien encuentra la serenidad dedicando su vida o su tiempo libre al deporte, al arte, a la familia, a la meditación, a la gastronomía, a caminar por el campo, a crear un negocio, a la investigación científica, a las ONG, a charlar tranquilamente con los amigos en una cafetería o en una asociación cultural. La felicidad es por tanto algo personal y relativo que cada cual define y busca para sí mismo.

Mas allá de la evidencia de que un nivel de bienestar básico, como alimentarse y tener una vivienda digna o la ausencia de guerras son imprescindibles para la vida, los psicólogos occidentales y las religiones como el budismo y el cristianismo parecen coincidir en algunas teorías que pretenden enseñar al hombre a alcanzar la serenidad y el buen ánimo. Os ofrecemos aquí algunas de esas teorías...

Citas acerca de la felicidad y la serenidad...

Las riquezas abundantes por sí mismas no dan la felicidad como por arte de magia. El dinero no sirve de mucho si no va acompañado de amistad, de amor, de sueños, de responsabilidad, de valores, es decir, de un proyecto de vida auténticamente humano. A veces descubrimos tarde que el dinero no puede abrazar, ni dar consejos ni jugar al ajedrez.

(Extraído de un manual de ética)

Un hombre solo es libre cuando es capaz de decidir por si mismo, indiferente a los ideales de la sociedad que le rodea y sin causar daño alguno, lo que necesita y lo que no necesita para ser feliz.

(Extraído de una conferencia de filosofía)

La vida es bella, el problema es que la gente confunde bella con fácil.

(Mafalda)

Quien ha estado cerca de la muerte cambia su visión de la vida, su valoración de las cosas. De repente el trabajo ya no es visto como una carga y los pequeños placeres de cada día se convierten en momentos importantes.

(Extraído de un libro escrito por un enfermo de cáncer)

La vida es llevadera si nuestras esperanzas son modestas. Si somos demasiado ambiciosos nos convertimos en esclavos de nuestros deseos.

(Extraído de un manual de Psicología)

Si un problema no tiene solución ¿porqué te preocupas? olvídalo. Si un problema tiene solución, no te preocupes, soluciónalo.

(Buda)

Quien no aprecia lo que tiene por poco que sea está perdiendo el tiempo. Nos pasamos la vida pensando en nuestro próximo objetivo y se nos escapan los días sin pararnos a disfrutar realmente de las cosas que ya tenemos.

(Extraído de un manual de Psicología)

Autor: Miguel Ángel F. G

Comprueba la validez XHTML 1.0 Strict de ésta página ¡CSS Válido! WebMistress
Página desarrollada por Miguel Ángel - mafg1977 (arroba) yahoo.es
Página programada y diseñada por Lidia M. "DarkGaze" - Madrid
Página web cultural sin ánimo de lucro.